Sofoquinas por doquier




Opciones ante el advenimiento del tinto de verano, los peguntes solares y el resto de ordinarieces propias de la época estival:
1. Cogerme el cabreo anual y no soltarlo hasta octubre. Todo ello aderezado con exóticos juramentos en arameo.
2. Disfrazarme de rata y abandonar el barco (la primera, a ser posible -ya estoy tardando-). El trajecito en cuestión me vendrá de perlas, además, para olvidarme de la depilación.
3. Emular a las Nadiuskas que veo a diario en el metro y destapar toda mi charcutería olvidando mis condenados principios y las normas más básicas de decencia y decoro.
Voto por la 1, y ya de paso, por Pedro.

7 comentarios:

Z0MBI dijo...

¡Charcuuuuteeeeeríaaaaaaa, charcuuuuteeeeeríaaaaaaa, charcuuuuteeeeeríaaaaaaa! Tú serás Nadiuska y yo tu Jorge Sanz.

Nata dijo...

Jajajaja... Braddock dice que va a hacer callos con tus entrañas.

Pequeño Mapache dijo...

¿cabe aquí...
opción 4: todas las demás opciones con correctas
.
.
.?

Nata dijo...

Seguro que en los mercadillos se está fresquito... ;)

{*}. dijo...

hombre las ballenas ayudan...

marchando ballenas lunarianas!

Nata dijo...

¡Molón!

cecitheseasnake dijo...

Bellas, esbeltas piernas. Bellas, soberbias fotografías. Hermosa voz de arroyo cantarín. Mano(s) de pianista. Sos todo un personaje. Un personaje interesante, encima.