El mundo inerte

Tengo la mala costumbre de hablar con los objetos. Es algo que no puedo evitar. Cuando me despierto y voy directa a la ducha para intentar borrar las huellas del sueño, siempre le pido con cortesía extrema que me regale agua caliente; el microondas debe estar harto de que le meta prisa; me despido del ordenador cuando lo apago y le doy las gracias por ser tan obediente; hablo con la cafetera, regaño al ascensor, saludo a la grapadora...
Normalmente, todas estas cosas sin lengua suelen ser muy reservadas y silenciosas, pero, de vez en cuando, me cuentan historias fascinantes...

18 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo mejor es la cara que pones cuando alguien con quien no tienes mucha confianza te pilla de tertulia con la lavadora, ¿no? Que risa ese dia. Ja ja ja ja

Ana

Mecacholo dijo...

Yo suelo mandar a la mierda al ordenador, mira tú.

Nata dijo...

¿Nos hemos levantado graciosetes hoy o qué? Además, no le estaba hablando, le estaba cantando. Si no recuerdo mal, lo siguiente:

http://www.youtube.com/watch?v=JQhr4As9WMI&feature=related

Cabrona...

Nata dijo...

Toma y yo, pero cuando lo apago estoy tan contenta que le doy las gracias y lo que haga falta, Mecacholo. :)

al dijo...

El packaging ya no es lo que era. Antes era una maravilla y ahora es packagarse.

Y los botes de gel cada vez son más difíciles de abrir.

carmela* dijo...

Es una costumbre muy sana para los días que tienes ganas de hablar y no escuchar a nadie, pero... el susto que te vas a dar el día que te conteste la grapadora!!!

ariadna dijo...

ah, pero... ¿¿¿es que no lo hace todo el mundo??? (qué preciosidad de cajitas, me he enamorado del agua de mesa estrella)

Nata dijo...

Al: por no hablar de las anillas a lo granada de mano de los tetrabricks... O yo soy extremadamente torpe o eso lo ha diseñado un adorador de Satán.

Carmela: pues justamente hoy me ha cantado las cuarenta...

Ari: jajajaja... Me temo que no, Ari. La gente se conforma con hablarle al móvil, y el muy borde nunca contesta y siempre deja que lo haga otro. Con lo majetes que son el resto de los electrodomésticos... :)

Anónimo dijo...

Los objetos son requetelistos y captan quien sabe mirarlos y escucharlos....hasta se dejan fotografiar, poniendo su mejor pose...seguro, seguro que a ti te duran más, que no se te rompen fácilmente, porque los tratas con cuidado y esperan tu saludito diario... ;-)

belén

bertossi dijo...

Cuentos de los juguetes vivos, titulaba Antoniorrobles, como si hubiese alguno muerto. Ni siquiera las muñecas que nunca han salido de sus cajas:
alivian la espera fumando Muratti’s.

Nata dijo...

Belén: casi nunca pierdo nada (y cuando lo hago, pronto se produce el reencuentro), quizá eso sea una prueba de que los objetos que me rodean son felices oyéndome parlotear todo el día. :)

Bertossi: en cuanto termine con Chesterton, le hincaré el diente al Sr. Robles para ver a qué sabe.
Por cierto, tienes que ver Cold Souls. Estoy absolutamente convencida de que te va a encantar. :)
http://www.youtube.com/watch?v=8wtPTpJZlMk

bertossi dijo...

Tipo perspicaz, Chesterton. Extraordinaria su Vida de Dickens. Nicholas Nickleby, por asociación, si no la has leído. Y cualquiera de los estupendos pastiches Sarah Waters, muy bien traducida por Zulaika.
La peli tiene una pinta estupenda. No me la perderé.
Besos.

al dijo...

Como diría aquél: ¿es que no sabe que en este pueblo es verdadera devoción lo que hay por Chesterton?

bertossi dijo...

Devoción por el devoto Chestertón. How insightful.

claudia paredes dijo...

Las cosas que soñamos luego nos hablan en sueños.

Nata dijo...

Bertossi: ya me contarás qué tal... :)

Al: pues no lo sabía, pero no me extraña nada de nada. Teniendo en cuenta los tostones que me trago en el trabajo, leer a Chesterton de regreso a casa es similar a lo que hubiese supuesto para un esclavo de Alabama darse un baño de espuma tras una jornada en un campo de algodón. :)

Claudia: últimamente mis sueños hablan demasiado rápido y no les entiendo. ;)

Z0MBI dijo...

Qué día a día más estupendo, Natulia. ¿Te acuerdas de mi cajita preferida de tu mami? Me encantaría guardar mis tesoros en ella.

enterrement de vie de célibataire dijo...

Très sympatiques ces vieilles boites...

Julia