Esperanza abstracta

Hace unos meses compré un montón de ovillos de lana para que Brueghel la Vieja me tejiese una manta de otoño. No pudo ser. Hoy tengo un montón de ovillos de lana y no sé tejer una manta de otoño. No va a poder ser. Hace unos meses Brueghel la Vieja me dijo que se necesitaba demasiado tiempo. ¿Demasiado tiempo? ¿Cuánto es demasiado? Nunca llevo reloj. El caso es que el tiempo tenía mucha prisa, demasiada. Ahora entiendo el adverbio. Ayer, que ya se fue, los ovillos me dijeron que querían ser manta. ¡Qué contrariedad!
-Pues tendréis que ser bufanda -contesté.

23 comentarios:

zime dijo...

Hermoso relato Nata!!
Quería desearte unas muy felices fiestas y gracias por compartir tu vida con todos nosotros!!
(^v{)

RID dijo...

Paso para saludarte y dejarte un abrazo, espero que el 2008 te traiga muchas alegrías.

ariadna dijo...

Y qué es una bufanda sino una manta portátil? yo creo que los ovillos van a estar encantados de que los teja Brueghel la joven. Besitos de lana

BOMBIS Y BOROMBIS dijo...

Las bufandas tienen sus ventajas: te abrazan el cuello, protegen tus futuras palabras de acatarrase y afonizarse, te dan un aspecto invernal muy chic, pueden combinarse con gorro y guantes a juego... un sin fin de posibilidades como alternativa a la manta que se quedará flotando en las agujas de punto, detrás de tu nueva bufanda.
Besitos.

claudia paredes dijo...

Sabes qué, Nata? A veces las cosas tienen voluntad de transformarse. Y de unas cosas salen otras, hay que ver también su belleza. Puedes envolverte en una bufanda de dos metros de largo!

color lili dijo...

sera una bufanda maravillosa! Que tengas una lindas fiestas y que el 2008 te traiga lindas sorpresas.

chiscoleando dijo...

Ah! yo tampoco llevo nunca reloj, así que no sabría descifrar cuánto es mucho tiempo ¡lo siento! Pero de lo que sí estoy segura es que con los hilos de tu corazón tejerás una bufanda amorosa.
Un beso grande, grande Nata de tu Alejandrilla.

ada dijo...

Felices Fiestas, Nata!!!!
Seguro que si haces una bufanda y otra y otra y otra, pueden convertirse en una preciosa manta de bufandas...;)

{*}. dijo...

menuda alegría volver a verte por aquí
.
.
.
para que luego digan que la navidad no es buena..


feliz Navidad,

{si no sabes que hacer no me viene mal una capa de invierno}

Anónimo dijo...

Haz siete bufandas: una verde, esperanza; otra roja, del dolor; otra azul, del cielo limpio que seguro le gustaba; una blanca, limpia y amorosa; una amarilla, para dar contraste; la penúltima color chocolate, que te deje un buen sabor, y la última del color que más te guste. El tuyo personal.

Cose después las siete bufandas unas a otras por el lado grande: así llegarás a una manta. Con ella podrás abrigarte y recuperar recuerdos y hasta sueños.

videodromo dijo...

Animo Nata, puede que hayas escrito el post más bonito de la historia de los bloggers. Ahora a tejer, seguro que esa bufanda te dará más calor del que nunca hubieras podido imaginarlo.

zombi dijo...

Iba a escribir algo interesante, pero me quedé mudo y confuso...
Simplemente enséñales a esos ovillos quién manda aquí. Y ya está. ¿Qué se han creído?

Karina (Bambi) dijo...

No puedo imaginarme una bufanda más bonita... tejida con tus manitos y recuerdos dulces... luego te abrigará y te mecerá con amor.
Un abrazo y felices fiestas!!!!

maria dijo...

pues bufanda será!

chica, un petonet!

Anónimo dijo...

Hola Nata, como estas? tan solo desearte que el proximo año sea muy muy bueno, que ya verás que si.
Pepe

Anónimo dijo...

Pos ná,iba a decirte que hicieses muchas bufandas y luego las arrejuntases ordenadas o desordenadas (a mi me gustan más las cosas imperfectas)pero como ya te lo han dicho....O quiza puedas empezar a tejer en espiral pero cuadrado,¿me entiendes/me explico? Así ira creciendo grande y cuadradita.

Es superfuerte la de similitudes que tenemos,te deje un mensaje cuando te despediste de tu chinita...y ahora las mantas.
Mi madre se niega a enseñarme a tejer en condiciones porque jamás tiene tiempo;tiempo de sentarse y regalar a su hija una de las cosas mas importantes que tiene;sus recuerdos,su aprendizaje...Así que me hice autodidacta.
Como no tengo paciencia y solo se hacer el punto básico de ganchillo,empecé hace tres años una manta con lanas de los chinos a punto supersimple,y ahí estoy,educando mi paciencia.Cuando mi madre la vio se echó las manos a la cabeza y me dijo que ASÍ tardariá una etrnidad (one more time con el tiempo)y yo le dije que quizá me tendría que haber enseñado a tejer y ya estaría acabada,se calló.
No tengo prisa en acabarla,porque le he cogido cariño,y me hace sentir como Penelópe,sólo que yo tengo a Ulises al lao y cuando me engancho a la tarea me dice-esto va muy bien! aunque solo me haga una rallita (es de rayas de colores!)al mes o cada dos meses.Suerte de las Penelopes que tenemos a nuestros Ulises para darnos aliento en tantos viajes a Itaca...Mi manta es mi viaje (rico de todo lo que habrás ganado cuando llegues a Itaca,dice la canción de Lluis Llach)Asi que hagas lo que hagas,disfruta del viaje.muchos besos anonimos de alguien que se alegra de que vuelvas a escribir.

mireiatown.blogspot.com

noë dijo...

AL final sea lo que sea, va ser precioso...ya me mostraras el resultado! muaks guapisima Nata!

Nata dijo...

Gracias a todos por confiar en mis posibilidades tejedoras. No os contesto uno a uno porque hoy tengo el día opaco.

videodromo dijo...

Bueno, pero lo importante es ¿qué tal es eso de tener dos agujas en las manos y un cabo de lana con el que te liaras a buen seguro? Dos del derecho y dos del revés ;-)

Lolita Blahnik dijo...

Oh! si yo tuviese ese material el tiempo vendria solo!

zombi dijo...

¡¡Hooombreeeee, Francisco!!
¡El Hombre Opaco! ¡Qué bien te veooo!

http://www.youtube.com/watch?v=hMlLBK4gNw4

AB Complementos dijo...

Feliz 2008! Que venga cargado de éxitos y felicidad! bs!

AB Complementos dijo...

Te linkeo :)